Robótica para niños

Curso de robotica para niños

Realizar un curso de robótica para niños es algo que muchos padres consideran que se debe realizar. Esto para que los niños puedan desarrollarse en nuevas tendencias tecnológicas y garantizar un mejor futuro profesional en estos campos. Estos proveen varios beneficios en diversos campos que veremos más adelante.

¿Qué hacen en un curso de robótica para niños?

En un curso de robótica para niños, los estudiantes conocerán cómo poder construir robots sencillos y como realizar programaciones sencillas. Al hacerlo detallarán distintas partes robóticas, la parte teórica del mismo y cómo pueden aplicarse estos conocimientos en el futuro.

Dependiendo del tipo de curso podrían hacer un coche dirigido por control. También pequeños artefactos o robots con limitadas acciones. Así los niños aprenderán cómo activar al robot con eventos, ya sean controles, control por sensores de distancia, entre otras cosas. 

En estos cursos los niños trabajan en grupo, debido a que el robot se debe montar. Primero porque es un trabajo bastante pesado para hacerlo solo. También porque es mejor incentivar el trabajo en conjunto y que las personas puedan aprender sobre el trabajo en equipo y confiar en otros miembros del equipo.

Beneficios de un curso de robótica para niños

Los beneficios pueden ser variados, desde los conocimientos en programación,  armar el robot, trabajar en equipo, entre otras cosas. El armar el robot le brindará acceso a aprender como desarrollar elementos basados en las nuevas tecnologías. Puede incurrir en un campo que puede abrirle paso al futuro si decide dedicarse a esa área.

Además de la parte laboral, el armar un robot es una actividad que puede ser tomada como un hobbie. Puede servir para que el niño pueda construir cosas para relajarse, compartir con otros y desarrollar su creatividad. 

Beneficios en la creatividad

En la creatividad los niños pueden explotar su imaginación diseñando el robot de su preferencia. Pueden también diseñar su funcionamiento y plantearlo a los profesores para que les enseñen cómo desarrollar dichas funciones. Así mismo, mientras más conocimientos vayan ganando, más opciones van a ir teniendo para crear nuevos robots.

Los modelos que podrán construir después, podrían ser fuera de los modelos que se les enseña. Estos podrán ir más allá de las enseñanzas del curso, ya que las bases que se les enseñen, podrán ser aplicados en otros ámbitos. El niño podrá crear otros robots, e incluso armar grupos de amigos para llevarlo a cabo.

Es recomendable también en este aspecto consultar sobre que tipo de robot le gustaría montar. Así él podrá imaginarse los distintos elementos que tendría e incluso irlos diseñando en papel para luego construirlos.

Beneficios en el trabajo en equipo

El trabajo en equipo es necesario para construir un robot, para llevarlo a cabo se requiere diversos equipos. Cada uno de estos se encargará de desarrollar un área del robot, ya sea los sensores, programación del mismo, refrigeración, movimiento, entre otras cosas. Un aspecto importante es que todos estos elementos deben coordinarse entre sí.

Esto implica que cada uno de los equipos deberá comunicarse, no sólo con los miembros del propio equipo, sino con los de otros equipos. Esto permite solventar un problema que muchos adultos presentan en el trabajo, que es falta de comunicación con otros departamentos. Con el curso de robótica para niños aprenden cómo trabajar de manera colaborativa y coordinada.

Otro elemento a considerar en este punto es el consenso de ideas en un grupo. En muchos grupos uno siempre busca imponerse y trae cierta discordia en el equipo. En este punto los niños aprender como poder obtener una idea que integre las ideas de un grupo y todos puedan sentirse parte de la misma.

Beneficios laborales en el futuro

Este es un punto importante, este tipo de cursos les proporcionan herramientas para el futuro. Muchas profesiones están quedando obsoletas por las tecnologías, sin embargo, el curso de robótica para niños no es uno de estas. La verdad es parte del crecimiento tecnológico que estamos experimentando y será una de las actividades más demandadas, sino lo es hoy en día.

Esta actividad le podrá abrir campos en diversas áreas, no sólo de desarrollo informático, drones, u otros elementos robóticos. También tiene campo en el área de telecomunicaciones. Esto armando redes de comunicaciones, así como desarrollando los distintos equipos tecnológicos.

Es probable que su futuro sea más amplio incorporando este tipo de conocimientos a su repertorio. No tenemos nada en contra de las profesiones actuales, pero consideramos que siempre es bueno tener amplitudes de opciones para poder emprender en una de estas áreas.  

Requerimientos para realizar un curso de robótica para niños

Para realizar un curso de robótica para niños, primero es recomendable verificar la amplitud del curso en cuestión. Es recomendable que se empiece con temas sencillos y que se vaya avanzando. Esto también permitirá determinar el interés que tiene el infante en este tipo de actividades. Si en los primeros niveles no muestra un interés genuino, puede mostrarle otras alternativas.

Otro requerimiento son los materiales y elementos protectores. Es recomendable consultar a la academia que brinda el curso si este los incluye o si se deben de comprar. De ser la segunda opción, consulte cuáles serían los mismos e incluso en qué lugares se pueden conseguir a un precio económico.

Por último es recomendable que consigas una academia que sea reconocida o con un plan de estudio adecuado. Evite organizaciones que sean más teórica que prácticas, ya que no aportarán mucho al crecimiento del joven.

Conclusiones 

Un curso de robótica para niños es una buena oportunidad para que los jóvenes desarrollen habilidades que pueden servirle para el futuro. Estos pueden aprender habilidades técnicas y sociales que ayudarán a nivel personal y a nivel profesional. Estos pueden ayudar a que puedan tener futuro en áreas tecnológicas, si estos tienen interés en esta.

Estos pueden hacerse en distintos niveles, de acuerdo a los conocimientos del joven y a su vez al grado de interés. Se recomienda siempre consultar los requerimientos que esta actividad educativa requiere, de acuerdo a las condiciones colocadas por la empresa que realiza el curso.