Los beneficios de ser docente público en España

Los beneficios de ser docente público en España

Ser docente público en España trae consigo muchas ventajas para los maestros de vocación y es que para nadie es un secreto que, educar es un trabajo muy arduo, mucha responsabilidad y de gran importancia para cualquier sociedad. Un educador no sólo enseña una unidad didáctica o una propuesta curricular, un buen docente enseña para la vida y transmite valores, un maestro enseña cómo lograr ser mejores personas, por lo que es una carrera que brinda diversas ventajas, por ello, a continuación te indicamos los beneficios de ser docente público en España.

¿Por qué es importante ser maestro público?

La labor docente no la puede ejecutar cualquiera, un docente tiene que ser una persona preparada con conocimientos prácticos y teóricos que permita garantizar a los estudiantes una educación de calidad para formar los ciudadanos del futuro. Por esto, ser parte del cuerpo de maestros en la educación pública involucra la aprobación de las oposiciones, a través de una serie de concursos y pruebas que  realiza el Estado .

Ahora bien, ser profesor en España, especialmente ser docente público trae una serie de beneficios para quienes tienen la gran oportunidad de participar en el sistema educativo público español, de allí la importancia de alistarse en la oportunidad de encontrar una plaza en las oposiciones de maestros.

Conoce los beneficios de ser docente público en España

Buena remuneración:

Los educadores públicos se caracterizan por contar con salarios por encima de la media, lo que hace que la carrera docente en el área pública sea atractiva para los maestros.

Si bien la vocación es lo primero, también es importante que el docente público tenga estabilidad económica, para que su única preocupación sea esforzarse por ser un mejor maestro y por brindar lo mejor de sí a sus alumnos.

Flexibilidad horaria:

Si bien la carga horaria o la carga lectiva académica a la cual se enfrenta un docente público para poder dar sus clases es bastante alta en España, de hecho, es una de la carga lectiva más alta de Europa, aún queda mucho tiempo para poder compartir en casa con familia y ocuparse de las obligaciones que demanda un hogar.

Cualquier otro trabajo no permite flexibilidad horaria, ni períodos no laborales continuos, puesto que las vacaciones o tiempo de descanso de los docentes es conforme a los descansos de año escolar del tiempo académico legal.

Por lo tanto, el docente públicos goza de los días festivos declarados así por el resto del año, más las vacaciones escolares que corresponden a toda anualidad escolar, lo que ofrece a los docentes una mayor ventaja en tiempo de descanso que cualquier otra oferta laboral.

Reconocimiento público:

La educación tiene un gran peso en cualquier país,  un educador tiene grandes obligaciones que van más allá de enseñar a leer, a escribir, a sumar, restar, historia y biología, si no que su función es de vital importancia para el desarrollo humano. Por lo que la carrera docente, especialmente la que involucra el sector público, es bien considerada y muy agradecida por los padres y representantes, ya que, el docente público más que un maestro es un servidor público.

Desarrollo profesional:

Además, los beneficios de ser docente público no sólo incluyen tener una buena remuneración y un buen reconocimiento, sino que también pueden acceder a capacitaciones superiores, maestrías, doctorados y otros estudios, que les permitan desarrollar mejor su profesión, aumentar sus conocimientos y optar a un mejor ingreso dentro de la docencia pública.

Beneficios laborales:

Por otro lado, los docentes públicos gozan de todos los beneficios laborales de ley, cualquier otro beneficio que se ha decretado por las autoridades competentes, de un mejor salario y de otras ventajas económicas y sociales.

Prepárate para las oposiciones, se parte del cuerpo de maestros de la educación pública y disfruta de los beneficios de ser docente público en España.