¿Eres Monitor o deseas serlo?

Tanto si eres Monitor, o deseas formar parte de esta plantilla de docentes… ten esto en cuenta.

Ya sabemos que el Monitor, junto al Métodos, son las piezas fundamentales en el éxito de una Actividad Extraescolar. Por ello, deseamos, en esta ocasión, hacer hincapié en la importancia que tiene el Monitor dentro de las Actividades; pero de igual modo, concienciar a los monitores de lo relevante de su papel en el buen desarrollo de las mismas. Como Monitores, tenéis que ser conscientes de una serie de puntos que pueden significar la diferencia entre “que el Colegio vuelvan a contratar las Actividades los siguientes años, o se planteen cambiar de Monitor o Empresa”.

Funciones del Monitor:

El Monitor/a ha de potenciar una serie de funciones que favorezcan el desarrollo general de la vida del grupo de los participante en el Taller. Así, las funciones de este podemos condensarlas en tres:

Cuidar que nadie ignore, desprecie, o acapare, haciendo que todos se valoren, aprecien y estimulen, creando así un ambiente de confianza que posibilite una comunicación abierta y distendida

Fomentar el diálogo como vehículo de conocimiento y colaboración que favorezca la acción solidaria en el grupo y fuera de él

Estar atento a la vida de cada uno dentro del grupo: necesidades, problemas, inquietudes, o recursos no aprovechados.

Importancia de la motivación hacia los alumnos por parte del Monitor

En un articulo anterior ya hablamos sobre la Importancia de la Motivación en las Actividades Extraescolares. Ten muy presente que esta actividades son opcionales y libres por parte del alumnado. Debe ser el Monitor y el método utilizado en cada taller los que mantenga al alumno interesado, de manera que, consigan una asistencia regular a las mismas. Si en algún momento el Monitor hace ver las actividades, como una más del horario escolar normal, el alumno perderá el interés por asistir y participar, debido a que las estaría viendo como una obligación más y no como una actividad diferente y divertida.

En el caso de las AAEE, las cuales se establecen al finalizar la jornada escolar, les permiten a los estudiantes aprender de manera lúdica y divertida, buscando facilitar las relaciones tanto con otros niños como en su entorno familiar.
Además, el aprendizaje en las extraescolares puede considerarse como informal, aunque teniendo siempre muy presente su valor didáctico, ameno y divertido.

Recuerda siempre que la percepción que tiene el alumno en las actividades extraescolares, no es igual a la que tiene de su horario escolar normal. Por tanto, en las AAEE se busca que dichas actividades sean tanto recreativas como educativas para los alumnos, pese a que algunas de ellas sean un refuerzo a las comunes de la mañana, como es el caso de Matemáticas.

¿Qué importancia puede tener llegar cinco o diez minutos tarde a la actividad?

Es una de las preguntas que se pueden plantear algunos Monitores. Existen quienes piensan que poca, si luego sales cinco o diez minutos después. Pero, es necesario tener en cuenta que el niño puede estar matriculado en otra actividad y no puede salir más tarde, ya que sería imposible comenzar la siguiente a su hora.

También debemos contemplar otra de las opciones más frecuentes: el padre se desplaza para dejar al niño en el colegio, en las AAEE y luego tiene que incorporarse al trabajo por la tarde. En este caso, no puede esperar… y si el colegio está cerrado, no considera oportuno dejar a su hijo en la puerta de la calle esperando. En ocasiones, la edad de los niños es de 4 ó 5 años.

Y por último, señalar, que algunos de los niños que participan en las extraescolares, provienen del Servicio de Comedor, el cual finaliza a una hora determinada y de ahí se incorporan a los talleres; por tanto, el Monitor de las actividades no puede llegar tarde, de lo contrario, esos niños se encontrarían desatendidos .

Planificar las sustituciones… No avisar a última hora.

Si el monitor se encuentra indispuesto, en muchos casos, prefieren esperar hasta última hora para avisar a la empresa…. con el razonamiento de: “No avisé antes por ver si me mejoraba y podía ir a clase”; pero sin darse cuenta, que entonces deja sin margen de maniobra a la empresa para gestionar la sustitución y esto puede suponer que se tenga que suspender la clase con el inconveniente para el colegio y los padres.

 

Si te apasiona la docencia y quieres hacer de ella Tu Trabajo, tal vez encuentres de interés otros artículos relacionados con el tema, como:

El campo laboral para los Monitores de AAEE

Actitudes que debe tener un Monitor de Actividades Extraescolares

¿Por qué el Método Montessori es tan demandado por los Colegios, Guarderías y Familias?